sábado, 2 de diciembre de 2017

Corazón de viento.

Tus ojos perdidos del cielo azul
hoy te miro pensando que vuelas sobre el mar
porque tienes en el azul, un gris parecido
a la melancolía.

Calles viejas por donde pasamos miles de veces
rostros grises, salidos del pasado
mujer enamorada del misterio del mar
que creías ser dueña del viento.

Por la tarde brilló el sol por última vez
el ocaso se llenó de ensueño y tristeza
quedaron ecos de nostalgia
de llanto, de pensamiento.

Y fue como si de verdad fuese dueña del viento
porque volvió montada en él para decirme adiós
volvió como vuelve el dolor de los ausentes
de los que hoy ya no están.

Y miré por última vez el azul de sus ojos
me susurró algo en el oído que no pude o no quise entender
su aliento fue salvaje como la ira de Dios
y comprendí que en realidad no estaba mintiendo
porque siempre tuvo en sus ojos al mar
y su corazón siempre fue dueño del viento.




Corazón de viento.
Al filo de la eternidad.

Todos los derechos reservados.

©1997-1998

Con el dolor.

Voy caminando a través de las sombras del ayer
y a veces navego por los mares de tu memoria
yo necesito saber por qué te hiciste tanto mal
porque sabes que nadie vive bien en soledad.

Una vez me fui donde el tiempo corre hacia atrás
te vi, con vida en tu interior y con el fuego de Samás
pero otras manos quebraron las tuyas
y te aferraste a las cosas que parecían cambiar.

¿Y qué culpa tuve yo por tu maldito dolor?
¿por qué me lo hiciste pagar a mí?
hubiese dado mis ojos por no tardar mil años
para encontrarte.

Y sé que fue por un minuto tarde
que yo pude haber cambiado tu vida hacia el bien
pero no pude y me quedé con este amor
pagando otras deudas con el maldito dolor.




Con el dolor.
Al filo de la eternidad.

Todos los derechos reservados.

©1997-1998

¿Cómo decirte adiós?

Nosotros fuimos amor por un tiempo
y a mí me quedó lo mejor
nosotros que nos perdimos en el viento
lejos del mundo y su terror
cruzamos todas las fronteras
y nos enfrentamos al dolor
entonces, ¿cómo olvidarte?
¿cómo decirte adiós?

Y sin mirar al pasado
nosotros hicimos casi eterno al amor
pero no confiamos en nosotros
y se nos fue toda la ilusión.

Y yo me quedé con el recuerdo
de todos los silencios de tu voz
entonces, ¿cómo olvidarte?
¿cómo decirte adiós?

Si nosotros juramos ser inseparables
y enfrentar esta vida a pesar de las heridas
si juramos ser inentendibles
a pesar del mundo y sus heridas...

Nosotros fuimos amor por un tiempo
pero todo lo que fuimos el viento se lo llevó
y como una vieja canción, le llegó el final
y muy lejos de toda esperanza
nos abrazamos muy fuerte al dolor
y ahora estamos tan solos
¿cómo puedo olvidarte?
¿cómo puedo decirte adiós?





¿Cómo decirte adiós?
Al filo de la eternidad.

Todos los derechos reservados.

©1997-1998