viernes, 27 de abril de 2018

Infinita y pura.

Me gusta compararte con el cielo, infinita y pura
o confundirte con el mar, profunda y solitaria
tú que caminas por los bosques de esta vida
sin esperar demasiado de ella.

Yo a veces, en tus recuerdos vuelvo atrás
y te busco, profunda y solitaria, como el mar
ángel que duermes sin poder despertar
que tienes un espíritu que dejó de creer en los demás.

Nadie puede vivir completa y eternamente solo
tú, que necesitas el amor humano que olvidaste
déjame entrar en ti, aunque sea tu maldito amigo
seré la promesa de un nuevo día, romperé tu locura
paloma dueña de este cielo, infinita y pura.





Infinita y pura.
Al filo de la eternidad.

Todos los derechos reservados.

©1997-1998